Logotipo - Consorcio nacional de industriales del caucho
Siguenos en
Jornada Técnica
Suschem
Suschem
Espacio Empresas > Nynas > La historia de Nynas

La historia de Nynas

 

La primera refinería de Suecia comenzó a construirse en febrero de 1928 en la localidad de Nynäshamn y en diciembre de ese mismo año comenzó a funcionar. El fundador fue Axel Axelsson Johnson, un armador y empresario industrial que necesitaba tanto gasóleo para sus barcos como asfalto para su empresa de construcción de carreteras. Por este motivo, contrató a Charles Almqvist que contaba con la experiencia adquirida en las refinerías de petróleo de Werner Queensland en Estados Unidos y que había sido director de la refinería más importante de Argentina. Así quedaron sentadas las bases de lo que en 1930 se convertiría en Nynäs Petroleum.

 

El aumento del uso del automóvil impulsó rápidamente la demanda de gasolina. Pero había un problema, sólo se podía extraer un 15% de gasolina del petróleo mediante los métodos de refinado convencionales. Por ello, en 1931, Axel Axelsson Johnson decidió invertir en una nueva planta de craqueo. Este fue el comienzo de la red nacional de estaciones de servicio que Nynas dirigiría durante los 50 años siguientes. La construcción de infraestructuras en Suecia junto con la ampliación de la red de carreteras de asfalto hizo que aumentara la demanda de este producto. Para poder hacer frente a este aumento de la demanda, se construyó la refinería de Gotemburgo en 1956.

 

A principios de los años 70, Nynas era una empresa de petróleos de propiedad familiar, sin contratos a largo plazo para el suministro de petróleo crudo. Esto no representaba ningún problema, siempre que el precio del crudo fuera bajo y se mantuviera estable, pero cuando el mundo se vio afectado por ambas crisis energéticas, para Nynas supuso un serio problema de costes. Se aconsejó que la empresa abandonara el mercado de combustibles y se centrara en una serie de productos especiales, lo que requería el acceso a mercados fuera de Suecia. El primer paso hacia esta estrategia se tomó en 1981, con la venta a Royal Dutch Shell de todas las estaciones de servicio y la filial responsable de la venta de fueloil.

 

Para acceder al segmento del asfalto, en 1985 se adquirió una refinería en Amberes y a principios de los años 90 la empresa británica Briggs Oil, con refinerías en Dundee y Eastham. Al mismo tiempo, se invirtieron cientos de millones de coronas suecas en la modernización de la refinería de Nynäshamn para la producción de aceites especiales nafténicos de uso industrial. De este modo, Nynas dejó de ser una empresa sueca de petróleo con una oferta tradicional para transformarse en un grupo global centrado en productos especializados.

 

La Comisión Europea aprobó e n otoño de 2013 la adquisición de Nynas de la planta de aceite de base de la refinería de Harburg a la empresa Shell. Las tareas para transformar estas instalaciones en una refinería de aceites especiales  comenzaron en 2014, lo que supondrá un incremento anual de la producción de 350 000 toneladas.

 

 

 


Fuente: Wikipedia 



Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información Cerrar